Tel: 672 298 486 – 646 169 748

La vuelta al cole perruna

¡Volver a empezar otra vez! Volver a empezar con la rutina, el trabajo, el irse temprano de casa, comer fuera, y volver tarde. Volver a empezar a dar paseos más cortos a nuestra mascota por falta de tiempo, y en consecuencia, no dedicarle todo el tiempo que querrías.

En definitiva, la “vuelta al cole” también afecta a nuestras mascotas y estas también tienen depresión postvacacional, sobre todo, los peros y los gatos.

No es algo que sea muy común pero si ocurre en algunos casos en los que los dueños normalmente no se percatan de ello.

Pero eso se acabó porque hoy estamos aquí para daros las mejores pautas de cómo detectar este problema y, sobre todo, cómo hacer que tu mascota vuelva adaptarse a la rutina.

Síntomas

Uno de los síntomas principales que puede hacer que detectes la depresión postvacacional de tu mascota es la falta de apetito. Si vuelves de casa y el comedero permanece casi intacto, alerta.

Se produce un cambio general en su conducta que se convierte en apatía, el no disfrutar de las cosas que antes sí les hacían felices.

También es probable que si sufre de depresión postvacacional tenga comportamientos más destructivos, repita movimientos e incluso que intente escaparse de casa debido a la falta de compañía de sus dueños.

Al cambiar tan radicalmente los horarios no es de extrañar que tu mascota no se controle a la hora de hacer sus necesidades, ya que normalmente en vacaciones los paseos son más largos y las horas de estos distintos.

 Se debe tener en cuenta que las mascotas, sobre todo los perros, respiran nuestras emociones y sentimientos. El ajetreo y estrés de la vuelta a la rutina también les afecta a ellos y les provocará un excesivo reclamo de atención.

Consejos

En primer lugar, respecto a la alimentación, sería conveniente repartir la comida en un mayor número de porciones pero de menor cantidad para no causarle efecto de que hay mucha comida.

Las dos primeras semanas después de las vacaciones es recomendable hacer un pequeño esfuerzo y levantarse más temprano para, antes de irte a trabajar, dar un paseo en condiciones a tu mascota.

Dar un paseo tranquilo le ayudará a asumir que la próxima salida tardará bastante en llegar.

Si tu mascota ha estado correteando por la arena o bañándose en el mar estas vacaciones es probable que tenga la piel más deshidratada. Un baño de agua tibia y suaves masajes también le ayudará a reducir el estrés.

Cuando estés en casa aprovecha también para dedicarle el tiempo que se merece con juegos entretenidos y de calidad.

 

A parte de todos estos consejos lo más recomendable es, al llegar de vacaciones, llevar a tu mascota al veterinario para que le hagan un chequeo general, ya que estos síntomas también pueden ser producidos por cualquier otra razón y, de no ser así, el veterinario siempre te aconsejará lo mejor.

 

 

Últimas entradas del blog:

Pide tu cita

Pide cita en Residencia Canina Cenla


   Tel: 672 298 486 - 646 169 748