Tel: 672 298 486 – 646 169 748

LA PLAYA, TU PERRO Y TÚ, PIENSALO.

Rate this item
(0 votes)
Written by Viernes, 08 Julio 2016 11:34;

Darse un baño en la playa debería estar al alcance de todos. Incluido para los perros. Ellos, que por el pelo pasan mucho más calor que nosotros, también tienen derecho a darse un buen remojón de vez en cuando.

Afortunadamente, cada vez son más los Ayuntamientos que autorizan zonas concretas en sus playas para que podamos ir a disfrutar con nuestros perros, sobre todo en la Comunitat Valenciana.

Peeero, antes de que los Ayuntamientos se arrepientan, ten en cuenta una serie de pautas cuando vayáis a una playa perruna.

 

  • A la mayoría de los perros les encanta ir a la playa y no paran de jugar, como un niño vamos. Así pues, igual que a nosotros nos cansa y nos produce hambre el mar, a ellos también. Con lo cual, no te olvides de llevar su bebedero ya gua fresca para que no se deshidrate. También una su respectiva toalla o cualquier cosa similar donde se puedan tumbar sin quemarse de la arena.

 

  • Protégele del sol. Ellos también se pueden quemar con lo que es importante que te lleves una sombrilla y la compartas con él, no dejes que esté todo el día fuera de ella.

 

  • Una vez dentro del agua, no le dejes a su libre albedrío. Controla que no moleste a los demás bañistas. Que no se bañe cerca de rocas, o con marea fuerte, ellos se cansan enseguida de nadar pues no paran de mover sus patitas para seguir a flote, controla pues que no esté mucho tiempo a remojo. Y, muy importante, asegúrate de que no haya medusas a la vista, son mucho más peligrosas para los perros que para los humanos.

 

  • Cierto es que muchas personas pueden llegar a ensuciar más en la playa que un perro. No obstante la polémica está servida con las cacas de los perros. Pero,  por mucho que adiestremos a nuestro perro, no podemos prohibirles que no hagan sus necesidades en todo el día. Así pues, las cacas de los perros en las playas no son culpa suya sino de sus dueños. En conclusión, lleva siempre bolsitas a mano y recógelas.

 

En conclusión, somos partidarios de llevar a nuestros peludos a la playa, siempre y cuando estemos tan pendientes de ellos como si de nuestro propio hijo se tratara así como limpiar todo lo que ensuciemos, por su parte y por la nuestra para que más playas se sigan sumando a la iniciativa de aceptar a los perros.

Información y Contacto

Reserva cita Online

Pide cita en Residencia Canina Cenla


   Tel: 672 298 486 - 646 169 748